La semana pasada, Alberto Munita y Gastón Cruzat, socios de Munita, Cruzat & Claro Inversiones Globales, estuvieron en Perú ultimando los detalles de su nueva apuesta fianciera: replicar en Lima el modelo de negocios de banca privada que hoy tienen en Santiago y que, al igual que en el caso de Chile, estará dirigida a […]

  • 16 abril, 2008

La semana pasada, Alberto Munita y Gastón Cruzat, socios de Munita, Cruzat & Claro Inversiones Globales, estuvieron en Perú ultimando los detalles de su nueva apuesta fianciera: replicar en Lima el modelo de negocios de banca privada que hoy tienen en Santiago y que, al igual que en el caso de Chile, estará dirigida a clientes peruanos que supere un millón de dólares como patrimonio líquido. La decisión de aterrizar con la nueva oficina obedeció a un estudio muy profundo que hizo Munita, Cruzat & Claro el año pasado, tras el cual concluyeron que existe un gran potencial de mercado de clientes de alto patrimonio que requieren de los servicios financieros que hoy otorga la corredora.

Para desarrollar este nuevo proyecto se repatrió en calidad de socio y country manager a Ricardo Cabello Holley, ingeniero civil y MBA de la Universidad Católica, ex gerente comercial de Munita, Cruzat & Claro y posteriormente de Tanner, y quien se reintegró a partir de abril a la corredora.

Cabello retornó la semana pasada a las oficinas de la corredora en Santiago y se estima que en julio se trasladará a Lima. Este ingeniero civil ya está sondeando nombres entre profesionales peruanos para que sean la “cara y esqueleto” del proyecto, con la la idea inicial de contar con cerca de 10 personas en el staff.