Si a usted le pidieran que hiciera una lista de sus habilidades, seguramente no mencionaría el hecho de ir a trabajar todos los días. Pero Jon Acuff, autor de Do Over: Rescue Monday, Reinvent Your Work, and Never Get Stuck, dice que debería pensar su definición de habilidad y reconocer que l[tweetable]os pequeños gestos invisibles —como […]

  • 29 octubre, 2015

jefe

Si a usted le pidieran que hiciera una lista de sus habilidades, seguramente no mencionaría el hecho de ir a trabajar todos los días. Pero Jon Acuff, autor de Do Over: Rescue Monday, Reinvent Your Work, and Never Get Stuck, dice que debería pensar su definición de habilidad y reconocer que l[tweetable]os pequeños gestos invisibles —como ir a trabajar— son los que más contribuyen a su éxito[/tweetable].

“La mayoría de la gente piensa en sus habilidades como aquellas por las que recibieron un título, pero es más que eso. Su jefe espera que usted vaya siempre a trabajar y si busca en Google, el ausentismo es un motivo en toda lista de razones para ser despedido”, dice Acuff.

Acuff compartió seis habilidades invisibles y cómo éstas impactan en su carrera:

1. Descubra cómo agregar valor a su empresa

“Todas las empresas tienen una moneda y es su trabajo averiguar cuál es”, agrega Acuff. Si no sabe, pregunte. “Cuando trabajé en Home Depot, el valor de mi posición era escribir publicidad ingeniosa, entregarla a tiempo, comunicar lo que mi jefe deseaba. Si hacía eso, estaba agregando valor”.

2. Tome responsabilidad de su actitud ante las cosas que no le agradan

Ser despedido es, muchas veces, el resultado de su actitud más que de su desempeño. Frecuentemente, las personas creen que es trabajo de la compañía cumplir con sus aspiraciones laborales”, dice Acuff. “No es deber de la empresa hacer que ame su trabajo; es trabajo de uno disfrutar del trabajo”.

Su actitud impacta la forma en que trabaja y usted tiene el control de eso. Si quiere un mejor trabajo, comience por mejorar su actitud.

3. Exprese su gratitud

Muchas veces los empleados se acostumbran a un beneficio, al punto de que después lo demandan y lo esperan. Acuff dice que es más fácil quejarse que estar sorprendido. “No se queje de la calidad del almuerzo gratuito que le da su empresa. Sea agradecido”

4. Respete las herramientas de la compañía

Si su empresa le da un teléfono y un computador, usted no es dueño de estos dispositivos, pero debe tratarlos como si fueran propios.

“No postee cosas personales usando el computador de la compañía y no haga mal uso del teléfono”, dijo Acuff. Muchas veces la gente se queja porque no les dejan ingresar a ciertas páginas. Si las herramientas son de la compañía, también son sus reglas.

5. Ponga atención en las reuniones

Aunque usted no se percate, está siendo observado su modo de comportarse en las reuniones. Enfóquese y no haga como que está tomando nota en su teléfono. No engaña a nadie.

6. Sea diplomático

Nunca se entrometa en disputas de poder solo porque puede, dice Acuff. No le traen ningún beneficio.

“No use el estacionamiento favorito de un colega o use el tazón de café de otro”, dice Acuff. “Perder esas pequeñas batallas a propósito beneficia la relación que tiene con sus colegas”.

Revise el artículo original en Fast Company.