Revista Capital

Está soplando en Matanzas

Por: Carla Sánchez M.

“Matanzas Wave Classic”

Las condiciones climáticas con fuertes vientos –de hasta 30 nudos– sumado a un paisaje único de playa y bosques hacen de Matanzas el lugar perfecto para desarrollar el Campeonato Mundial de Windsurf. Este torneo, que actualmente cuenta con nueve sedes mundiales, año a año recibe a los mejores windsurfistas de todo el mundo. Por primera vez, Chile acoge una nueva edición del certamen, que comenzó en 2011 en Maui, Hawaii, bajo el alero de Sam Bittner, deportista estadounidense que estará presente velando por el perfecto funcionamiento de la competencia.

El campeonato está abierto a todo participante y tiene cinco categorías: Youth (-21 años), Master (+45), Mujeres (open), Pro (invitacional) y Amateur (open hombres). En él, participarán los chilenos Andrés Tobar (dueño y chef del hotel Surazo y ex campeón sudamericano), los hermanos Alex y Matías Vargas (el primero es organizador del evento y obtuvo el tercer lugar en el Mundial de Perú en 2014), Felipe Wedeles (arquitecto de la zona, dueño del hotel Surazo) y los hermanos Diego y Benjamín Fabres (destacados deportistas a nivel nacional).

Dónde comer:

• Caleta de Matanzas: aquí se puede degustar gastronomía típica como ceviches y empanadas.
• La Nueva Ola: restaurante especializado en comida tradicional chilena. También cuenta con servicio de cafetería, bar y fuente de soda.
• Restaurante del hotel Alba: ubicado prácticamente sobre la playa, este lugar ofrece pescados y mariscos frescos, además de su insuperable sándwich de carne mechada al vino tinto. Aceptan mascotas.
• Emporio de los vinos y delicias: al frente del Surazo, este lugar ofrece productos característicos de la Sexta Región.

Dónde alojar:

• Hotel Surazo: construido en 2008 por la oficina WMR Arquitectos mediante una estructura de madera que integra los árboles de la zona, cuenta con ocho habitaciones con vista al mar, cuatro con vista al interior y dos “loberas” con camas singles y sistema bed & breakfast. Tiene restaurante y spa.
• Olas de Matanzas (OMZ): complejo turístico que cuenta con hotel, cabañas y un camping a 150 metros de la playa. Además, tiene un bike park, cancha de tenis y escuela de surf. Su restaurante Marvento ofrece todo tipo de mariscos, pastas, pizzas y helados caseros. Su spa ofrece experiencias holísticas, con terapias para potenciar la autosanación –a cargo de Francisca Barahona– y clases de yoga que dicta Macarena Correa, experta en la disciplina Ayengar, técnicas descontracturantes y alineación del cuerpo.
• Cabañas La Trilla: en medio del campo y con una vista privilegiada, ofrece desde departamentos para dos personas hasta cabañas para seis, algunas con hot tub, ideal para meterse después de salir del mar.

Las figuras:

• Kevin Pritchard: ganó su primer título de la PWA (Professional Windsurfers Association) el año 2000 y es un referente a nivel mundial. Además de navegar, graba y edita videos de windsurf.
• Morgan Noireaux: windsurfista profesional nacido en Francia. Dos veces ganador del PWA.
• Federico Moricio: deportista italiano y actual ganador de la última fecha en Perú.

Windsurf
Un poco de historia

• 1930: el surfista Tom Blake ideó una tabla con una vela encima para no agotarse remando en busca de las olas. Su plan resultó perfecto: la fuerza del viento se encargaría de todo. Pero su diseño no tuvo mucho éxito.
• 1948: aunque nunca patentó su diseño, a Newman Darby se le reconoce como el inventor de la tabla de windsurf. Fijó una vela a una tabla de surf y le añadió al invento una articulación universal con una cuerda de nylon para poder mover la vela independiente de la tabla, con lo que podía controlar la dirección y la velocidad.
• 1969: los californianos Jim Drake y Hoyle Schweitzer recibieron la primera patente. Las primeras tablas medían 3,5 m de largo y pesaban 27 kg. Darby y su mujer intentaron, sin éxito, recuperar su propiedad intelectual y hasta 1998 no recibieron un reconocimiento por su invención, que nunca les reportó beneficios económicos.
• 1973: se realizó el primer campeonato mundial de windsurf.
• 1984: se convirtió en deporte olímpico.

Otras actividades

El campeonato tiene como filosofía integrar a la comunidad y generar nuevos deportistas locales.
• Sábado 23: ceremonia de apertura en la Municipalidad de Navidad, la cual contará con bailes típicos y una degustación de comida local, como ceviche de piures y pastel de choclo.
• Miércoles 27 y viernes 29: se invita a los deportistas y a la comunidad a realizar una limpieza de playa mientras se desarrolla el campeonato.
• Martes 26 y miércoles 27: clínica de windsurf donde se invita a colegios de la comuna y familiares a practicar este deporte.