La fiebre del Puelo - Revista Capital

Negocios

La fiebre del Puelo

Las aguas calipso del río de la X Región se han convertido en la verdadera joyita de la Patagonia. Sus precios se dispararon y su desarrollo preocupa a algunos colonos. “No me gustaría que se sobrepoblara. Hasta el momento los santiaguinos han sido respetuosos, pero esto va para mucho más”, dice uno de ellos.

-

Por: María José Gutiérrez y María José López
Fotos: María José Gutiérrez

Hace 30 años el cantante John Denver clavó sus ojos en un paisaje en el fin del mundo. Un buen amigo, el norteamericano Terry Kohler, lo invitó a un lodge que había levantado en el valle del Puelo, X Región. Ubicado a 145 kilómetros al sureste de Puerto Varas, este río que nace en Argentina y que da forma al lago Tagua Tagua cautivó a varias celebridades que llegaban con máximo sigilo en sus jet y helicópteros y se instalaban por días a pescar. Entre ellos, Denver –quien dijo haber atrapado ahí la trucha más grande de su vida–, Robert Redford y Jane Fonda.

El lodge de Kohler era la primera construcción turística de la zona, pero se dice que la fiesta, la mala administración y los excesos que ahí se vivieron, pasaron la cuenta a los dueños...

La joyita del valle era el lago Azul, 40 kilómetros río arriba del Tagua Tagua. Nadie quería vender hasta que la colona Blanca Eggers se deshizo de 60 hectáreas con 1,5 kms de costa, a cambio de 300 millones de pesos.

De 2010 a 2015 el turismo en el sector aumentó 25% según un estudio que realizó Rodrigo Condeza, director de la fundación Puelo Patagonia, tras pedir información al Ministerio de Obras Públicas que medía cuántos ferries cruzaban al día el lago Tagua Tagua.

José Claro cree que en la zona se han “inflado” los precios. “Es como lo que ha pasado en Matanzas, donde la moda ha hecho que los inversionistas sobrevaloren los sitios”, ejemplifica.

Si eres suscriptor, continúa leyendo esta nota en el papel digital.

Si aún no lo eres, suscríbete AQUÍ.

Comparte este artículo:
  • Cargando