Negocios

Alerta Kawésqar

En marzo, la presidenta Michelle Bachelet anunció la creación de una red de ocho parques naturales en la Patagonia. Uno de ellos –el Alacalufes, que abarca un área superior a 2,8 millones de hectáreas– tiene enfrentado al gobierno con la comunidad kawésqar que demanda la incorporación del mar a la zona protegida. Esta es la última batalla ambiental de Bachelet.

-

Por: María José Gutiérrez

"¡Gran día para Chile! La visión de los Tompkins y la voluntad y aportes del Estado, crean la red de Parques Nacionales de la Patagonia”.

El tuit de la presidenta Bachelet el 15 de marzo, dio a conocer la firma del protocolo para la creación de ocho parques –incluyendo la reclasificación de dos reservas naturales– por un total de 4,5 millones de hectáreas: el mayor proyecto de conservación terrestre en Chile desde la década del 60.

Esa mañana, la fundación Tompkins había formalizado el traspaso de 407 mil hectáreas al fisco para ser parte de la red. De ellas, 26 mil (producto de la donación del Parque Cabo León) se sumarían a las 2,3 millones de hectáreas que se encuentran protegidas en la Reserva Natural Alacalufe y a otras 501 mil que serían aportadas por el fisco para formar el nuevo Parque Nacional Alacalufes. Con 2.842.210 hectáreas protegidas, este sería el más grande del país...

El 22 de septiembre pasado, cuatro comunidades kawésqar enviaron una carta a la presidenta Michelle Bachelet. En ella le pidieron su intervención “urgente” para corregir una situación “abusiva” en contra del pueblo indígena.

Actualmente existen 28 concesiones acuícolas al interior de la reserva Alacalufe, 27 de salmones y una de choritos. En trámite, hay otras 146 (118 de salmones, 22 de choritos y 6 de algas).

Si eres suscriptor, continúa leyendo esta nota en el papel digital.
Si aún no lo eres, suscríbete AQUÍ.

Comparte este artículo:
  • Cargando